Chicas, el platillo del día de hoy simplemente es un manjar que en cualquier momento del día lo pueden disfrutar en compañía de su familia, sobre todo de sus hijos porque el bacalao rebozado tiene un sabor tan delicioso que hasta a ellos les encantará, así que ¡manos a la obra!

  • 750 Gramos de bacalao fresco y al punto de sal (picado de la forma que prefieras)
  • 4 Cucharadas soperas de harina
  • 15 Gramos de levadura
  • 1 Barra de mantequilla
  • 200 Mililitros de agua
  • 1 Chorrito de cerveza
  • 1/2 Taza de aceite de oliva
  • Sal, pimienta molida y azafrán al gusto

¿Cómo se prepara?

Bacalao rebozadoAntes que nada, es necesario preparar el rebozado. Ponemos en un recipiente hondo la harina y la levadura, las mezclamos, ponemos un poco de sal y la pimienta negra, removemos y añadimos un chorrito de cerveza, añade el agua poco a poco para que la masa no quede muy densa.

Tapa la masa y deja reposa unos 20 ó 30 minutos, transcurrido el tiempo, poner a calentar el aceite de oliva a fuego medio pero que esté caliente. Con el aceite caliente y el bacalao, los introducimos en esa masa suave que se transformará en el aceite y los impregnamos por todos lados.

Los metemos en el aceite caliente y al pasar 5 ó 10 segundos les damos la vuelta, para que la masa suba por todos lados. A partir de este momento los dejamos hasta que alcancen ese precioso color dorado, escurrimos en papel adsorbente y ¡listooooo a comer rico y nutritivo!

Tiempo de preparación: 40 Min
Tiempo de cocinado: 15 Min